miércoles, 18 de marzo de 2009

Etiquetando Fotos

Este es un post que quise escribir hace muucho tiempo, recién que Picasa agregó esta opción, de mis experiencias etiquetando las fotos con los nombres de las personas que aparecen en ellas. Como siempre, nunca tuve tiempo, pasaron los meses y luego como que ya no venía al caso la ‘noticia’.

Resulta que, por otra parte, hace algunas semanas me puse a organizar mis contactos en Gmail, ya que ahora se sincronizan directo con mi celular! El único problema fue que, como efecto no deseado de la movedera de contactos, le di en la torre a las etiquetas en Picasa que usa también los contactos de Gmail para asignarles identidad a las caras en las fotos.

Me encanta la dirección a la que nos están llevando estas nuevas tecnologías, tener la ilusión de un único banco ‘centralizado’ con todos nuestros datos en la nube, y accesibles desde cualquier aplicación o dispositivo. El único problema es que en el camino, y mientras nos ponemos de acuerdo en los estándares para compartir datos entre aplicaciones (y no XML no es la respuesta) hay que sufrir de ves en cuando con estos efectos secundarios no deseados.

Pero bueno, al grano con el etiquetado de las fotos. Muchos estarán ya acostumbrados a los tags en fotos, que fueron popularizados primero por Facebook, para identificar a las personas que aparecen en ellas. Esto, aunque de entrada pareciera un detalle o una simpleza, abre un sin fin de oportunidades y posibilidades para la computadora que ahora tiene más conocimiento semántico de las fotos. Ahora te puedes enterar fácilmente, por ejemplo, de cuando alguien sube fotos en las que tu o tus amigos aparecen. Puedes buscar también fotos en las que sales tu con x o y persona.

Y bueno, todo genial excepto por el pequeño problema de que nosotros, como humanos, tenemos que estar haciendo el trabajo de manualmente ir seleccionando y etiquetando a las personas en cada fotografía. El paso siguiente en la evolución de esta tecnología es, obviamente, hacer que este proceso sea lo más automático posible. Y esto es lo que el algoritmo de reconocimiento de caras de Picasa comienza a hacer.

Picasa detecta automáticamente las caras en las fotos, y las agrupa según las que parezcan ser la misma persona. Además, después de comenzar a etiquetar las primeras fotografías, el sistema va aprendiendo, y sugiriéndote cada vez con mejor precisión quienes son las personas que aparece en cada fotografía. Aunque no totalmente automático, el sistema ayuda bastante a etiquetar rápidamente todas tus fotografías. En mi colección de fotos, por ejemplo, Picasa detectó poco más de 2500 caras, y las pude etiquetar todas hoy en unas 4 horas. No del todo ideal, pero definitivamente mucho más rápido que estarlo haciendo manualmente como en Facebook.

La tecnología está definitivamente aún en pañales. El algoritmo a veces falla y detecta a rocas u otros objetos como ‘caras’. Me pareció incluso simpático que uno de los errores comunes era cuando, hmm, los pechos de las mujeres eran equivocadamente detectados como caras. :-P


Pero bueno, aún con todos sus problemas actuales, la tecnología está avanzando a pasos agigantados. No la he podido probar aún (me muero de las ganas), pero el nuevo iPhoto '09 tiene implementada ya también una opción similar. No me extrañaría para nada que, en unos cuantos años, las cámaras mismas hagan ya el proceso de etiquetado, de modo que incluso instantes antes de tomar la fotografía, la cámara sepa ya quienes son las personas que aparecen en ella.

Lo que hace unos años parecía increíble, hoy nos parece ya cotidiano.

8 comentarios:

Xénit dijo...

Primero nos parece cotidiano...luego nos parece imprescindible y al poco tiempo aparece algo mejor y nos parece reemplazable.

A este ritmo vamos...

juan antonio dijo...

Hola Xénit! Gracias por el comentario. Cómo lo dices suena un poco triste/pesimista.. pero cuál es el problema con reemplazar una tecnología antigua con una mejor?

También como curiosidad, tienes algún ejemplo concreto en mente de algo que haya sido reemplazado de este modo?

Rochy dijo...

Solor por molestar: Y que hay sobre la privacidad? que tal si no quiero que mi futuro jefe me encuentre en facebook en una foto donde estoy en una fiesta "hasta atras" (o si me parezco a una porno star :-D)? Segun sabía, se había hecho un estudio sobre el tagging de facebook, donde salio este problema.

juan antonio dijo...

Hola Rochy! Rato sin verte!

Y pues si, en efecto mencionas uno de los puntos más controversiales de toda esta idea y es en torno a la privacidad.

De entrada te comento que (aunque no las comparto) si entiendo el que algunas personas no quieran que cierta información o fotografías sean publicadas sin su consentimiento. Este es, de hecho, un problema de investigación muy interesante y te puedo comentar incluso que aquí en el MPI hay personas trabajando precisamente en ese problema. En cómo definir fácilmente controles de acceso y privacidad para las fotografías que son publicadas en sitios de redes sociales.

Ahora, personalmente, a mi me gusta tener una actitud mucho más abierta. Estoy dispuesto a sacrificar un poco de mi privacidad, a cambio de hacer posibles este tipo de tecnologías. En general, creo que no tengo nada que esconder, “me vale lo que piensen, hablen de mi, es mi vida y yo soy así”. ¿Qué mi jefe puede encontrar las fotos de cuando me puse hasta atrás en la parranda? ¡Yo también puedo encontrar las fotos de él!

Y el otro no es tanto problema, a menos que la porn-star y tú tengan amigos en común, los algoritmos para detectar a personas en las fotos se basan fuertemente en los lazos sociales entre las personas (De otro modo el problema es mucho más difícil de resolver).

Valdo dijo...

4 horas etiquetando fotografias!!! Juanito necesitas una vida ;¬)

Nos vemos el dia 9 para ese Curry!

juan antonio dijo...

Valdo, lo se :-( .. En mi defensa, no estaba sólo etiquetando durante esas 4 horas, también estaba en el chat platicando con varios amigos, lo que seguramente hizo también que me tardara bastante más de lo necesario.

Covi dijo...

Pues por muy abierta que sea mi vida social en internet o no tenga nada que esconder -eso por supuesto-, no me apetece para nada que sean terceras personas quienes dispongan de mi intimidad o privacidad.

Creo que el nivel de dicha implicación siempre lo debe decidir uno en última instancia; no se trata de que me vean o no en una fiesta, se trata de algo tan sencillo como respetar la voluntad propia de aparecer en una foto o no.

¿Acaso nadie ve el potencial de esta tecnología como negocio para esas empresas, el valor de esa información?
Puedo aportar mil datos en internet -o redes sociales, da igual porque todo internet lo es ya- pero pueden ser todo lo ciertos o falsos que yo quiera. Etiquetando personas se establecen relaciones reales entre esos datos; las empresas pueden obtener niveles de vida sobre la persona, costumbres, hábitos, círculos de gente... No, para nada les voy a hacer el trabajo, que se lo curren, que para eso ganan pasta, y mucha, con ello.

Estoy generalizando, no hablo de un caso personal como es lógico, a mí en realidad me da un poco igual. Pero solo estas cuestiones y la libertad con que aplican la tecnología, sobre todo para gente con menos nociones del asunto -redes sociales juveniles como Tuenti y tal-, hacen que me niegue y que sea reticente a ello.

En definitiva, no quiero perder el derecho último a publicar solo aquello que yo quiera que se publique de mí.

juan antonio dijo...

Covi, muchas gracias por tu comentario, y en efecto estoy totalmente de acuerdo contigo. Cada quien debería de tener el derecho de decidir que es lo que se publica o no sobre uno mismo en la red.

Sin embargo está también el problema de que esto se vuelve impráctico. Imagínate el tener que ir a contactar a todas y cada una de las personas que aparecen en las fotografías que tomaste anoche en una fiesta, y pedir el permiso de cada una de ellas antes de poder compartirlas con tus amigos. Y no solo impráctico, sino difícil (técnicamente) de imponer como requisito para poder subir fotos a algún sitio en internet.

Yo no se cual sea la solución, definitivamente creo que esto va a dar para mucha discusión en los próximos años sobre privacidad. Creo que por primera vez nos estamos empezando a enfrentar a un problema que antes era exclusivo de los famosos; el cómo y donde pintar la linea entre lo público y lo privado.

Y sobre el valor que esta información tiene para las empresas: Sí, claro que se sabe, eso es justo el modelo de negocios de empresas como Google y Facebook (y ojo que yo no digo que sea algo malo).